• Natalia Mendoza Ballesteros

¿Qué hay detrás de lo que tu llamas "caro" en una marca?


Por estos días observaba un debate en una red social en torno a un bolso de una marca local que trabaja con artesanos, un trabajo completamente artesanal y de tradición, sin embargo algunas personas comentaban que sus precios eran demasiado elevados, que les parecía una exageración e incluso se lo hacían saber a la creadora de la marca, en ese preciso momento recordé las incontables veces que durante estos 4 años de trabajar y conocer marcas junto a BUSINESS À LA MODE me he encontrado con personas que me piden recomendación de algunas marcas para algo que necesitan u observan las marcas que comparto a través de mis redes y el primer comentario siempre es ¿por qué es tan caro? y lo que mi mente siempre se repite una y otra vez es ¿por qué cuando compras en tiendas de renombre y grandes superficies no haces la misma pregunta al cajero? o así como te preguntas porque algo es tan costoso no te has preguntado el porqué de algo tan excesivamente económico especialmente cuando compras en almacenes de fast fashion o pronta moda? ¿Te has puesto a pensar que existe detrás para que algo sea “caro” o sea “barato”?





Recuerdo también con gran exactitud como hace ya varios años en un gimnasio una señora manifestaba que lo caro o barato de algo era relativo para cada quien algo que es totalmente cierto, sin embargo, antes de lanzar juicios por qué no analizamos el producto en cuestión, por qué no averiguamos más de la marca, los materiales que utilizan? ¿Por qué antes de tratar mal a su emprendedor y rechazarlo por los precios te arriesgas a conocer el proceso detrás a conversar con él o ella? Un producto y una marca no es solo lo que tú ves como cliente hay todo un proceso detrás para poder crear lo que te ofrecen a diario, para cada día mejorar y dar lo que necesita el mercado, existe un porqué de eso que tu consideras es un precio exagerado, no se trata de obligar a que compremos, se trata de aprender a ver el valor más allá de algo monetario y que aunque muchas veces nuestro presupuesto no nos lo permita inmediatamente no significa que no podamos reconocer lo que existe detrás de un precio. ¿Qué hay detrás del precio de un producto? cada emprendedor y cada marca es un mundo, pero hoy quiero nombrarte algunos ejemplos de lo que tu llamas caro o costoso:


  • Saberes ancestrales: Muchas de estas marcas locales trabajan con comunidades de artesanos o llevan consigo saberes ancestrales que han heredado y han aprendido de sus abuelos llevándolos a crear empresa, a crear marcas que buscan rescatar esos saberes que han quedado en el olvido, no solo es un producto, lleva una tradición, un conocimiento que solo la practica perfecciona y tiene su tiempo el poder crear lo que tu como cliente ves en el resultado final.


  • Horas de estudio y análisis de cada colección y de su mercado para saber que necesitan: Para poder hacer llegar al mercado un solo producto, aunque sea existen detrás horas de creatividad, de estudio de análisis basados en la inspiración y en lo que el mercado objetivo le gusta y necesita haciendo miles de borradores, miles de muestras, horas plasmando en papel lo que hay en la mente y otras tantas dando vida a lo que se plasmó en el papel hasta crear exactamente el resultado esperado.


  • Las horas que hay detrás para hacer manualmente cada parte de una pieza: por qué tenemos que creer que porque algo es hecho a mano o artesanalmente tiene que ser barato? ¿Acaso no vale el tiempo y las manos de quien lo hizo? detrás de cada pieza existen horas incontables de trabajo sin mencionar el desgaste físico que conlleva el realizar cada actividad manual que en su mayoría es repetitiva hasta lograr un acabado, un tejido, una costura, una pintura.

  • A esto sumémosle las horas de trasnocho, desvelo y ansiedad ante bloqueos de creatividad, expectativas por la reacción de los clientes y un cronograma que cumplir más las cuentas por pagar.


  • Todo un equipo de trabajo por quien velar y a quienes cuidar: Con solo un empleado que se tenga es una responsabilidad para cada emprendedor y empresario, su equipo de trabajo se convierte en su familia a quienes deben garantizarles condiciones laborales justas y dignas.


  • Materia prima: El material necesario para garantizar que llegue a tus manos un producto de calidad, pero sobre todo con una durabilidad capaz de ser heredado al pasar del tiempo, material que muchas veces no basta con un solo tipo sino con la mezcla de varios para lograr el resultado deseado, ese resultado que probablemente llamó tu atención.


  • Tecnología: Cuando hablamos de tecnología en marcas no hablamos únicamente de dispositivos, maquinaria o telecomunicaciones, muchas marcas actualmente se complementan con la tecnología para realizar diversos estudios que garanticen procesos más amigables con el medio ambiente o la durabilidad de un producto o el mantener las bondades aun pasando por cada proceso de creación y construcción, un ejemplo de ello son las telas que actualmente encontramos en el mercado con tecnología antibacterial y antimicrobial.


  • El uso de materiales reciclables: Las marcas actualmente están apostando conscientemente por la sostenibilidad la cual involucra el cuidado del medio ambiente buscando materiales reciclables o el menor desperdicio posible, procesos y materias primas que al tener que pasar por diversas partes al reciclar elementos y convertirlos en algo nuevo los hace un poco más elevados en precio, pero detrás existe un propósito y una misión de marca.


  • Aparte de la creación de cada producto y cada colección llega el proceso de mercadeo, las fotos que hay que tomar de cada producto, de sus detalles, el publicar esas fotos, publicar historias, interactuar con clientes, responder cada comentario o mensaje, estar pendiente de la página web, hacer despachos de envíos, empacar productos y demás actividades que muchas veces y más cuando se está iniciando los hace una misma persona.


  • Es algo que no veras dos veces igual: Las marcas locales contribuyen enormemente a la conservación del medio ambiente ya que su producción no es en masa, sus colecciones y productos son limitados y al ser elaborados artesanalmente, aunque existan varios productos iguales jamás serán idénticos porque esa es la magia de lo artesanal, de lo hecho a mano, entregar productos que aunque a simple vista se vean iguales tienen ciertos detalles diferentes en los cuales radica la belleza de lo artesanal.


Una vez te das cuenta de todo esto y de muchas razones más que cada emprendedor puede agregar a esta pequeña pero significativa lista es cuando nuestra mente comienza a darse cuenta que para todo el trabajo y el esfuerzo que existe no está caro, al contrario, esta económico y vale toda la pena del mundo en la medida de las posibilidades apoyar lo local, apoyar lo artesanal, apoyar lo hecho en nuestra tierra.


He visto muchas veces a mis amigos y conocidos creadores de marcas sentir esa impotencia al recibir comentarios sobre lo caro de sus productos y decirme una y otra vez que realmente no pueden bajar sus precios y como se desaniman al tratar de explicarle a sus clientes el porqué de su valor. La próxima vez que pienses y le manifiestes a las marcas que alguien más podría hacértelo más barato o que en tal lado lo consigues más barato piensa ¿Cuánto tiempo te durará? a costo de qué o peor aún a costo de quién deseas algo más barato?


Soy consciente que no todos tenemos la capacidad o el poder adquisitivo entonces qué tal si en lugar de juzgar precios y hacer sentir mal a ese emprendedor o emprendedora le contamos por qué nos atrajo en primer lugar su marca o producto y que esperas en algún momento poder adquirirlo, estoy segura que, aunque no compres harás una gran diferencia en el día de ese emprendedor/a y empresario/a.

16 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo