© 2017-2019 by Natalia Mendoza Ballesteros.  created with Wix.com

Bucaramanga, Colombia

Contact and info: 

Quieres que los clientes lleguen a ti? Piensa como ellos

 

 

 

Muchas veces cuando somos marcas nos preguntamos por qué los clientes no llegan a nosotros o peor aún por qué me preguntan una y otra vez lo mismo cuando ya he colocado una descripción en mis fotos, videos o publicidad y nos encanta decir que los clientes no leen o les da pereza tomarse el tiempo de detallar y aunque soy consciente que vivimos en una sociedad donde abandera la pereza cuando de leer se trata también tengo la certeza de que existe un grave error en el proceso de comunicación que como marcas manejamos para acércanos al mercado.

 

Es verdad que al estar dentro de este mundo de la moda y a la vez el mundo empresarial nuestro cerebro comienza a pensar como emprendedores y como expertos en moda con términos muy específicos de cada uno de estos aspectos y de manera inconsciente iniciamos a emplearlos cuando nos queremos comunicar con nuestros clientes, pero resulta que la gran mayoría de nuestro público a pesar de que consume moda y le pueden gustar las tendencias y estar al tanto de lo que sucede en la moda no trabaja dentro de la misma, por tanto puede estar familiarizado pero esto no quiere decir que sea un experto al punto de entender absolutamente todo lo que ve, alrededor del 65% del mercado son consumidores de moda pero no tienen idea de la misma, es decir compran ropa porque les gusta y les toca pero no viven la moda más allá de lo que nosotros conocemos y vivimos personal y profesionalmente.

El error radica en no ponernos en los zapatos del cliente, hemos creado una marca pensando en un mercado objetivo al cual queremos llegar, pero no nos hemos tomado la molestia de realmente comunicarnos como es debido para que ellos lleguen a nosotros. Que diferente seria si dentro de nuestras publicaciones explicáramos algunos términos, le diéramos la mano a nuestros clientes para que no solo nos vean como un producto sino a la vez sientan que aprenden y se acercan a la moda que les gusta.  

 

 

 

Cuando estamos en el proceso de creación de una marca uno de los pasos primordiales es ponernos en el papel del consumidor y pensar si fuéramos ese cliente ¿qué nos gustaría ver? ¿Qué nos hace falta?  ¿qué deseamos? Para encontrar nuestro mercado objetivo y entender que quieren ver dentro del mercado, pero dejamos de lado el principal objetivo a la hora de tener una marca y es la comunicación, cada segmento de mercado, cada generación tiene una forma de comunicarse diferente y entre más sencilla y acorde sea esa comunicación más acertada será mi información para que me conozcan, me entiendan y capten el mensaje que mi marca les quiere dar.

 

Cuando mi cliente debe leer dos veces para entender lo que le quiero comunicar, es ahí donde me doy cuenta que no estoy comunicándome como es debido para captar la atención, todos y cada uno de nosotros en nuestro día a día somos clientes y consumidores constantes por un momento salgamos de nuestro papel como empresarios y pensemos en lo que a nosotros como clientes nos llama la atención, cómo nos gusta ser tratados o el tipo de comunicación que incluso capta nuestra atención y evaluemos constantemente nuestro mercado e incluso la forma de comunicarse de la competencia para contrastar y entender, no copiar recuérdenlo, el tipo de comunicación que más le gusta a mi mercado especifico y que realmente funciona convirtiéndome en un faro dentro del mar de marcas existentes.

 

Así como en la vida elegimos amigos con los cuales nos sentimos identificados pero más allá de eso logramos comunicarnos y entendernos, es lo que sucede con las marcas, el cliente actualmente quiere identificarse con las marcas, sentir que lo entienden y desea hacer parte del estilo de vida que le ofrecen porque se siente identificado y porque aspira llegar a eso, pero para ello yo debo ser quien guíe al cliente a desear mi marca y mi producto y hacérselo entender, nada está implícito todo debe ser explicito ya sea con imágenes, videos o palabras para no dejar espacio a dudas y con ello atraer lo que finalmente deseamos que son las ventas, mi gancho es la forma como me comunico porque es ahí donde apelo al deseo del cliente invitándolo a comprar.

 

 

 

 

Pero esta fórmula no basta únicamente con ponernos en el papel del cliente para conectar con ellos, también debemos tener claro y anotado en mente y papel la parte emocional y racional de nuestra empresa es decir, nuestra marca y nuestro producto respectivamente, tener claro nuestro ADN, lo que nos hace diferente, lo que nuestra marca hace sentir, el estilo de vida que deseamos proyectar, nuestros valores pero también debemos tener claro las características de nuestro producto, los materiales por los cuales está compuesto, sus valores agregados y cualidades objetivas porque solo de esta manera, teniendo claro cada aspecto de mi marca y de mi producto es que yo puedo comunicarlo a otros y saber exactamente qué es lo que deseo expresar en cada una de mis publicaciones sin dejar espacio a confusiones o malinterpretaciones, primero conoce tu marca, tu empresa y tu mercado para poder comunicarte y hacer que otros te entiendan.

 

Siempre he dicho que una marca es creada por personas para personas, por tal motivo no podemos dejar de poner los pies en la tierra y mirar al consumidor únicamente como quien me compra, debemos continuar mirándolo como un ser, un mercado que siente, aspira y principalmente se comunica.

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload